LAS EMOCIONES Y SU IMPACTO EN EL COMPORTAMIENTO

¿Qué clase de emociones estamos experimentando en estos días?

Tristeza, incertidumbre, culpa, preocupación…. Mas allá de lo que sentimos, es muy importante entender cómo estas nos impactan, porque a muchos de nosotros, las emociones parecen gobernarnos; a veces hasta tomamos decisiones en función de si estamos contentos, enojados, tristes, aburridos o frustrados.

Para entender mejor lo que las emociones son, vamos a centrarnos en sus tres elementos clave:

La experiencia subjetiva
Cada uno experimenta las emociones a su manera. Además, no siempre experimentamos formas “puras” de cada emoción, ni las mismas emociones se manifiestan ante acontecimientos o situaciones de la vida.

La respuesta fisiológica
Si alguna vez has sentido un nudo en el estómago, o fuertes palpitaciones en el corazón debido a la ansiedad o el miedo, entonces sabrás que las emociones también pueden causar reacciones fisiológicas importantes.

La respuesta conductual
El componente final es tal vez con el que estamos más familiarizados, por ser la expresión real de la emoción.

Nuestra capacidad de comprender con precisión estas expresiones está ligada a lo que llamamos inteligencia emocional, que es la que nos permite reconocer qué emoción estamos sintiendo, evaluar su propósito en relación con nuestras circunstancias y decidir si alimentarla o no.

Es aquí donde debería estar nuestro mayor esfuerzo, en saber no solo identificar la emoción y saber si mas bien es un estado de ánimo (porque emoción y estado de animo son 2 cosas diferentes), si no también en saber cómo soltar esa emoción o estado de animo cuando no nos es útil, o reforzar y alimentar la emoción para disfrutar de estados de animo mas placenteros, duraderos y de mayor impacto positivo en los demás y en nosotros mismos.

Lo que siempre recomiendo a mis clientes: a la expresión conductual de tus emociones pásale el filtro de “si te es útil o no”.